Páginas

viernes, 29 de marzo de 2013

Ciudadanos con madre

Ya me quejé de que si nuestras autoridades fueran una madre, o sea, una mamá, serían la peor de todas, pero bien dicen que todos tienen el gobierno que se merecen así que si vamos a criticar tendríamos que empezar por convertirnos en ciudadanos ejemplares, aquí 5 puntos que deberíamos cumplir para poder exigir:

1. Pagar impuestos. Queremos calles limpias, políticos honestos y policías eficientes, pero cuesta limpiar las calles, entrenar a los policías y los políticos... bueno por muy malos o muy buenos todos tienen que cobrar un sueldo, así que la parte que nos toca es pagar nuestros impuestos.

2. Respetar a la autoridad. Cuando somos víctimas de un delito queremos que el policía saque su lado heroico corra a atrapar a los maleantes que seguramente están mejor armados que él, ese, el mismo policía al que en innumerables ocasiones se le ha llamado muerto de hambre o asalariado en el mejor de los casos. Para ejemplos más ilustrativos ver Las Ladies de Polanco

http://youtu.be/xcPYFiOkwQM

3. Respetar a los otros ciudadanos. Podría sonar sencillo pero es quizá de todos el punto más complicado, porque nos pone a prueba todos los días. No meterse en la fila, frenarse antes del paso peatonal, no estacionarse en los lugares para personas con discapacidad, devolver la cartera que te encontraste tirada, no juzgar por las apariencias... en fin, todas esas cosas que nos enseñaron de niños y que olvidamos de adultos.

4. No ser parte de la cadena de corrupción. Todos nos enojamos cuando nos enteramos que algún funcionario público quiere usar el puesto para obtener beneficios personales sobre todo si estos son tan básicos como evitar ir al torito, pero ¿cuántos se resistirían a la tentación de traer con ustedes una charola legislativa pirata que les sirviera para los mismo fines? No comprar películas pirata, no dar mordida para evitar una sanción. Es difícil resistir cuando unos cuantos pesos te pueden hacer la vida más cómoda y eso es justamente lo que responderían jueces o autoridades cuando escapan de sus manos asaltantes y secuestradores.

5. No tirar basura en la calle. Esta actitud tan simple ante la vida demuestra que tienes respeto por tu ciudad y aquellos con los que la compartes. Pero sobre todo que a diferencia de muchos tú sí tuviste madre, y la sigues conservando.

jueves, 28 de marzo de 2013

Caminar en la Quinta, turismo de aventura

Imaginemos que somos todos turistas extranjeros que decidimos ignorar las recomendaciones amables de nuestro país y viajamos a México para disfrutar de las vacaciones de semana santa. Imaginemos que decidimos ir a Playa del Carmen. La experiencia de caminar una noche por la Quinta sería suficiente para considerarnos amantes del turismo de aventura, por decir lo menos. Ya bastantes imágenes hemos visto de la policías resguardo los sitio turísticos, no, no queremos espantarlos, al contrario, queremos que se sientan seguros pero no hay nada menos atractivo al lado de un bikini que un montón de armados policías municipales. No sé, hay algo en esos trajes azul marino que no combina con la arena. Pero regresemos a nuestra caminata nocturna por la Quinta, puede usted encontrarse desde los policías que resguardan de manera habitual hasta un operativo de al menos 20 policías que entran corriendo sincronizadamente a la Avenida para detener a alguien. Puede hacer usted distintas cosas: caminar en sentido contrario al que la policía, sabiendo que cualquier cosa puede suceder y buscar un lugar lejano para cenar, unirse al operativo y tomar fotos con su celular para subir a facebook un lindo recuero de su viaje a la Riviera Maya o regresarse al hotel para no querer salir nunca mas.
-Es su showcito, agarran a un Zetita y nos asustan al turista por estar haciendo este espectáculo
Dijo un mesero sobre los hechos. Como si fuera una decisión mas astuta dejar que todos se movieran con libertad en una de las principales atracciones turísticas de la zona. Después de todo, con operativo o sin él bastaba acercarse al baño del bar y rascarse la nariz para que te ofrecieran un gramo de coca por $400, $250 si dices que te parece caro.
Por cierto, ¿en quién confían los locales? Menos en la Policía Municipal, luego en el Ejército y más en la Marina.

miércoles, 27 de marzo de 2013

Nuestro gobierno es mala madre

No hay duda, el gobierno es una mala madre. No me refiero a una autoridad en específico, o al gobierno local o federal, en algún momento todos acaban comportándose como la peor de las progenitoras.

Oaxaca y Guerrero son un buen ejemplo, los maestros aprovechan la temporada vacacional para cerrar carreteras o tomarlas, bloquear comercios, lo que sea con tal de ser escuchados y que sus negociaciones sean fructíferas. De la misma forma que lo hace un niño de 2 años empeñado, valga las proporciones, en que su mamá le compre un juguete. Como la mamá dice que no, el niño se tira al piso, patalea y llora tan fuerte que podrían escucharlo en Marte (planeta en el que se dice viven las madres pacientes, se dice, porque nadie las ha visto). Él no hace este escándalo en la privacidad de su casa, lo hace en el centro comercial, en casa de los abuelos o donde crea que podrá incomodar más. Una madre inteligente levantaría a su hijo del piso con cara de aquí no pasa nada y lo trasladaría a un lugar en donde pudiera seguir haciendo su berrinche sin incomodar ni ponerse en peligro, una vez que dejara de llorar y amenazar con hacerla quedar como la pero mamá del mundo, entonces hablaría con él, pero como esta es una magnífica madre hay algo que nunca haría: comprarle el juguete.

Los que tenemos hijos sabemos que a la hora de educar en el pecado llevamos la penitencia, hoy los maestros de la sección 22 de Oaxaca amenazan que si sus peticiones no son cumplidas en tiempo y forma volverán a su versión adulta del berrinche en el piso.

Ahora vamos al DF en donde gobernar como mala madre parece herencia familiar que se transmite a través de las generaciones. Una buena madre le dice a su hijo "Te doy 3 para que te sientes", "1, 2..." Si al llegar al 3 el niño no ha obedecido, la madre se habrá encargado de sentarlo. Una mala madre hace así: "Te doy 3 para sentarte, 1, 2, 2 y medio, 2 tres cuartos.... uno, dos..." El gobierno del DF nos dice: "Tienen hasta Marzo para pagar su tenencia haciendo uso del subsidio, ya es Febrero, ya es Marzo, ya es mediados de Marzo... está bien, les damos hasta Abril". No sé si las autoridades lo noten o si siquiera les importe pero cada vez que apapachan al hijo desobediente es como si castigaran al que se porta bien. Luego no se quejen de la baja recaudación de impuestos. Y es que al igual que a una mala madre, nuestros gobiernos han perdido autoridad.

lunes, 25 de marzo de 2013

Nuestras playas, nuestras ciudades, nuestras drogas

No podemos negar la importancia que tienen los ingresos del turismo en el país, nos llegan a todos, grandes y pequeñas ciudades, pueblos y playas y México es un país que tiene todo y para todos, desde la cultura al entretenimiento, rico en biodiversidad y recursos naturales. Y entonces, con todo y un sexenio que prometió hacer del turismo prioridad y llevó al expresidente hasta a ser parte de un programa de televisión con tal de promovernos, caímos en la lista de los primeros diez destinos turísticos a nivel mundial. Y es que ¿cuánto habría que invertir en publicidad para revertir la mala imagen que nos ha dejado la inseguridad?
-¿Y es seguro?
Me pregunto un norteamericano mientras platicábamos sobre el Distrito Federal. No sólo es seguro, es mucho más seguro de lo que era hace 10 años. Nadie se lo había dicho.
Para conocer la situación que vive una ciudad no basta con las cifras y las notas periodísticas, hay que preguntárselo a la gente que lo vive todos los días y que están en contacto con estos dos mundos que existen uno para el otro de la misma forma que entre ellos se hacen daño, el narco y el turismo.
ACAPULCO
El taxista dice, "gran parte de los turistas extranjeros vienen aquí por la facilidad para conseguir droga a buen precio y de buena calidad. Mi jefe me paga poco pero dan buenas propinas cuando les consigo lo que me encargan. Muchos terminan en problemas por meterse en lugares peligrosos porque están buscando más"
CANCUN
"Ahora vienen menos turistas que antes, estamos parados, unos Canadienses me dijeron que aquí matan, que aquí mataron a uno de sus compatriotas. No es cierto, aquí no estamos matando gente, a los que matan es porque estaban metidos en problemas".
Interesante discurso este último sobre todo si tomamos en cuenta que fue parte del discurso oficial del sexenio pasado. No se puede revictimizar asumiendo que todos los muertos eran delincuentes, hay casualidades, hay fuego cruzado, hay confusiones que lamentar.
Entonces ¿deberían ser las tan incómodas alertas de las embajadas un poco más específicas? ¿Qué tal si emitieran dos tipos de alerta, una para el turista convencional y otra para el especialmente aventurero?
Si usted viaja a México para visitar sus playas o ciudades recuerde llevar consigo identificación y los datos de la embajada, en cambio si usted viaja para consumir todo tipo de sustancias prohibidas recuerde que lo que está haciendo es ilegal y se estará metiendo en un territorio donde nadie podrá ayudarlo.
Claro, eso nunca va a pasar porque es demasiado honesto y en estos temas es mucho más cómodo ser hipócrita.

¿Y si nos morimos?

Segun datos estadísticos del 2012, una persona podría tomar un vuelo diario durante los próximos 123,000 años antes de ser víctima de un accidente aereo y sin embargo subirse a un avión nos sitúa en una condición de enorme vulnerabilidad. Afectados no sólo por la influencia del cine, sino por las todavía más trágicas historias reales que se dieron a conocer después del 11 de septiembre del 2001. Personas que al entenderse sin salida decidieron usar sus teléfonos para llamar a sus seres queridos y en el mejor de los casos decir adios. ¿Qué hacemos los seres humanos cuando tenemos de frente la posibilidad de estar plenamente conscientes estar viviendo nuestros últimos momentos?
Avión lleno en ruta Ciudad de México - Cancún, es el inicio de las vacaciones de Semana Santa, viajan familias con niños chiquitos, adolescentes y adultos jóvenes por su cuenta, turistas nacionales y una buena dosis de extranjeros. Cundo abrochan su cinturón lo único que pasa por su mente son los planes que harán realidad en cuanto lleguen a su destino. Luego las precauciones, no puede ir un adulto con más de dos niños, los menores no pueden sentarse en donde haya una puerta de emergencia, apagar los aparatos electrónicos y entre una mezcla perfecta de fé y superstición los que se persignan antes de despegar. Unos por llegar con bien, otros por despegar a tiempo, desde el eterno adios de Mexicana la puntualidad de la competencia brilla por su ausencia y otros quizá porque la posibilidad de un nuevo aeropuerto en la Ciudad de México se haga realidad.
Despega, todo genera sospecha, los ruidos poco comunes y el movimiento de las alas de la aeronave, sospecha que las aerolíneas saben calmar muy bien con refresco y papitas, otros vino, cerveza o tequila. Se escuchan las conversaciones, chistes, ronquidos y algunas risas, esas son generalmente de niños.
Se prenden los avisos de que estamos por llegar, asientos arriba, cinturones abrochados y un repentino descenso que no se esperaba, pareciera que el viento estaba adelantándose a las decisiones del piloto. Por instinto y por segundos te agarras con fuerza del asiento, se hace un silencio que se rompe con las risas nerviosas de los pasajeros, al final, teníamos que bajar y el suelo parece estar cerca, demasiado cerca y demasiado rápida la velocidad del avión como para que hubiera un aeropuerto lo suficientemente extenso para bajar a esa velocidad y entonces sucede, el avión que estaba a escasos metros del piso se vuelve a elevar y el ambiente cambia.
Ya no hay risas nerviosas, el silencio es interrumpido por repentinos "ya cálmate". Unos lloran discretamente, otros se dicen a si mismos en voz alta "ya lo sabía, algo iba a pasar".
En mi pierna izquierda dormido mi hijo de 3 años, mejor que esté así, pensé. Debajo de mi brazo derecho la de 9 que pasó todo el día anterior preguntando si el avión volaba sobre el mar porque tenia pánico de caer sobre él.
- ¿Qué pasa?
Con voz apresurada y la certeza de que su miedo ahora sí tenía sustento.
- Todo está bien- contesté pensando lo contrario, los papás nos entrenamos en el arte de mentir por un bien mayor.
Mi hija es lista podría haber intuido que eso no era cierto, pero algo jugaba a mi favor. El silencio. Nadie hablaba más de lo necesario. Podrían haber sido nuestros últimos momentos y pareciera que lo que nos teníamos que decir, lo realmente importante era sólo a nosotros mismos.
Segundo intento por aterrizar, el silencio se hace más pesado. Tomas de la mano a los que tienes cerca y esperas que no pase lo peor, te descubres creyente pero no te resignas, temes que un simple estado metal podría ser determinante. Simplemente esperas.
Viento, tambaleo, velocidad, descenso y ese enorme placer que se siente gracias a ese ruido que por primera vez se aprecia hermoso, el del tren de aterrizaje tocando el suelo. Hemos llegado. ¿Qué hacemos? ¿Qué es lo primero que decimos cuando sentimos que podemos seguir haciendo planes? Aplaudimos, eso fue todo. Aplaudimos y seguimos haciendo planes.

viernes, 22 de marzo de 2013

Y nos vamos para Acapulco


            Y comienzan las vacaciones, así que hagan sus maletas y sugiero que se enfilen para el puerto de Acapulco pero tengan sus precauciones. No olviden llevar por lo menos un kilo de manzanas, eso por si los maestros hacen como que bloquean la carretera y el gobierno local hace como que los desaloja. Las manzanas son simples presentes para convencerlos de volver a las aulas.
Como seguramente pasarán un buen rato en el coche o camión les puedo sugerir una serie de juegos para el entretenimiento familiar, pueden hacer apuestas como de
-       ¿Cuánto tiempo permanecerá la Maestra Elba Esther en la cárcel?
-       ¿En manos de quienes quedarán las dos nuevas concesiones de televisión abierta?
     ¿En dónde creen que no estarán viendo los juegos olímpicos del 2016?

            Una vez terminada la quiniela pueden recurrir a un viejo recurso político que los mantendrá entretenidos un par de horas más: recontar el voto.


            Si llevan niños pueden cantar la canción de los elefantes, si cuentan más elefantes de los que su paciencia pueda tolerar entonces pueden aplicarles una reforma fiscal, sumarles el iva, multiplicarles otros impuestos y quitarles alimentos que no pertenezcan a la canasta básica, seguro los mantienen ocupados un buen rato tratando de encontrar el número exacto y los elefantes terminarán como varitas de nardo.

            No olviden llevar su pasaporte, primero porque dicen, que si tienen la mala suerte de toparse con los amigos de lo ajeno pueden apelar al nacionalismo y lograr salir airosos y otro para identificarse porque como el Gobernador Ángel Aguirre prometió pagar una noche extra de hotel si no tenían 4 horas de sol al día no vaya a ser que les pida identificación. Ay Gober cuando se enfermen sus creativos le dejo  aquí otra promesa que le puede servir de promoción para el estado:
- Prometa que el día tendrá 24 horas, si tiene una más usted paga la segunda ronda de tequilas. Total si le toca la mala suerte de que le salga un día con 25 ya van a estar todos borrachos. Y si tiene la mala suerte de que le salgan 2 días con 25 horas toma su teléfono rojo, llama al Alcalde Acapulco y le dice que prepare una declaración al mas puro estilo “eso pasa en todos lados”.

jueves, 21 de marzo de 2013

Políticos estrella

En la televisión existe una premisa que hace que los servidores de la cámara valoren su trabajo y el dinero que les pagan por hacerlo. "TODOS QUIEREN SALIR EN TELEVISIÓN Y HARÍAN LO QUE FUERA POR CONSEGUIRLO". Eso es lo que explica que conductores y periodistas tengan que en ocasiones prestar su talento al servicio del ridículo que puede ser desde bailar en televisión, ojo, mi versión del Herlem Shake fue un mero ejercicio periodístico, hasta participar en programas de concurso que los llevan a tocar sus propios límites. Mientras los comunicadores se esfuerzan para demostrarles a los ejecutivos de las televisoras que esto no es cierto, que no todos harían cualquier cosa por salir en televisión algunos políticos se empeñan en demostrar lo contrario.

El mejor ejemplo, el video titulado En tiempos de persecusión, un día de fotos en la vida de Purificación Carpinteyro.

http://m.youtube.com/watch?v=zNoNC3sMqlU

Muchas son las preguntas, nos limitaremos a hacer la única políticamente correcta ¿por qué le puso un nombre tan largo?

Siguiendo con la importancia que tiene mostrar el lado B de los personajes de la nación, la revista Vanity Fair nombró a la primera dama Angélica Rivera la séptima mejor vestida. ¿De que nos sirve? Ya que quedamos fuera de las listas de los paises predilectos por los turistas, podremos presumir que ingresamos a otra. Ok no.

Luego están quienes usan las redes sociales para exhibir su lado artístico, el senador Javier Lozano dedica la mañana para dar a conocer las efemérides y a veces para hacer pública una que otra rencilla.

El delegado Adrián Ruvalcaba es bastante activo en twitter, sobre todo cuando se trata de retuitear agradecimientos y halagos de sus seguidores.

Pero el que se lleva la medalla al ego es Fernandez Noroña, de las twitcams y los autógrafos que solía dar a las afueras de San Lázaro hasta mantener vivo un activo club de fans que gusta de hacerle cosquillas al dirigente del PRD Jesús Zambrano.

Y mientras nuestros políticos usan los medios a su alcance para sacar a relucir su estrella, sólo podemos esperar que los ciudadanos no terminemos estrellados.

miércoles, 20 de marzo de 2013

Políticos Mexicanos el orgullo de Criss Angel


¿En dónde quedó la bolita?

Tal parece que nuestra clase política es generosa y le gusta repartir, sobre todo cuando se trata de repartir culpas. Es una vieja técnica utilizada por los magos desde antigüedad, cuando no tienes manera de esconder tu truco haces que el público voltee hacia otro lado y tal parece que entre quienes tienen el mando de nuestro país en sus manos esta es una estrategia digna de los mejores ilusionistas.

 Empecemos con el congreso, 500 magos fueron acusados por el Periódico Reforma de gastar $115 millones de pesos en la creación de una aplicación que en el mercado tendría un valor de $500,000. Primero nadie sabe, nadie supo quién hizo el contrato. A la hora de quién ha usado la app una diputada dijo ahora sí la ves y ahora no la ves.  Como no les funcionó la capa de invisibilidad decidieron hacer un acto honesto y cancelar el contrato. Lo cual nos deja mucho más confundidos que al principio porque ¿cómo cancelaron un contrato que nunca nadie vio, que tampoco nadie sabe quién firmó? Y chim-pum-pam tortillas papas sacaron el as bajo la manga y mandaron nuestra atención al Gobierno Federal.

Los diputados exigen al presidente y gabinete que ya nos cuenten la verdad sobre su patrimonio. No, el tema no es nuevo, sólo nuestra memoria corta. Recién asumido el poder, en un ejercicio de transparencia voluntaria y con mucha prensa, los miembros del gabinete nos compartieron cuánto tenían en bienes y cuánto iban a ganar. En un ejercicio muy parecido a ese cuaderno en blanco y negro que luego aparece coloreado que usan mucho los magos el presidente nos contó que tiene unos cuantos bienes que fueron donados, pero nunca por quién ni en dónde están y los miembros de su equipo  hicieron algo similar sin darnos datos precisos. Salvo por el Procurador quien sin truco y con derecho se reservó esta información.  Curioso, pero al tiempo, fue el que mejor quedó parado. Y es que es una máxima en la vida que si no puedes o quieres decir la verdad mejor no digas nada.

El pleno de la Cámara aprobó con 225 votos el exhorto para que nos den los datos completos, en contra votaron Priistas, miembros del Partido Verde y de Nueva Alianza. Mientras tanto el público, perdón, los ciudadanos celebramos el llamado a cuentas,  pero esperamos que los diputados no se estén mordiendo la lengua, no vaya a ser que se les manchen sus nuevas ipads.

viernes, 15 de marzo de 2013

Si fuéramos fieles electores

-No importa quién sea el elegido, aquí estaremos para apoyarlo y seguir caminando para el crecimiento de la iglesia.
Escuché las palabras de este católico y me pregunté qué pasaría si los ciudadanos tuviéramos frente a nuestro gobierno la misma posición, si en vez de ser electores, fuéramos fieles.

Este es un ejercicio que debe analizarse desde dos frentes: el idealista y el realista, por no decir el pesimista.

El idealista
Sin importar si nosotros votamos por el de Tabasco, el del Edo. de México o la chilanga, el ganador tendría todo nuestro apoyo. No hay que ser muy sabios para entender que un presidente sin apoyo no aporta nada nadie, es tan perjudicial para sus seguidores como para sus opositores.

Cuando algo nos molestara sobre la situación en la que estamos, en vez de hacer marchas y manifestaciones, alzaríamos nuestra voz al altísimo, que evidentemente no me refiero a nuestro presidente, y armaríamos una escandalosísima plegaria. Cambiando el "demandamos" por un "te rogamos señor".

No tendríamos que esperar a que el policía nos cachara cometiendo una infracción o la Secretaria de hacienda nos mandara cartas de amor invitándonos a pagar nuestros impuestos, sería tal la culpa que pesaría sobre nuestros hombros que correríamos a confesar nuestros pecados.

Olvídense de la millonaria instalación de cámaras de seguridad como las del Distrito Federal, nos bastaría la fe para saber que alguien siempre nos está observando.

Pero ahora va la mala

Como nuestro sistema político iba a estar sustentado en la fe, cada vez que alguien metiera la pata en vez de asumir responsabilidad sobre sus hechos le iba a echar la culpa a algún ser divino cuyas intenciones son demasiado diabólicas como para confesar, aunque creo que eso ya pasa.

Ya que la toma de decisiones iba a quedar reducida a un pequeño grupo, seguro formarían algún club de machines del cual las mujeres quedaríamos fuera o reducidas al mínimo, aunque creo, que eso también ya pasa.

Y si alguna de las cabezas cometiera un terrible crimen, entre ellos se encargarían de cubrirle la espalda para que quedara en total impunidad y aquí, también nos sobran los casos en los que eso pasa.

Cuando alguien incurriera en actividades que generaran sospecha nos responderían algo así como: un buen ciudadano no cuestiona los misterios del señor, y créanme también pasa.

Así que como en esta analogía nos ha quedado claro que la realidad se parece mucho al peor de los panoramas, podemos entender porque se dice que la fe muere al último.

jueves, 14 de marzo de 2013

Nicolas Maduro de chico

Los invito a hacer un ejercicio de imaginación, no como aquel al que nos invitó Josefina durante el debate presidencial para hacernos ver cómo serían Obrador, Quadri y Peña Nieto si fueran mujeres. Aquí imaginaremos que somos todos estudiantes de primaria, cualquier primaria que no esté en Guerrero, Oaxaca o Michoacán porque si no no podríamos imaginarnos adentro de un salón de clases. Y como compañero tenemos a Nicolás Maduro. Nicolás sería aquel niño que llega siempre vestido con la camisa de su equipo de futbol para que todos sepan de que lado gira no vaya a ser que piensen que le va otro equipo y lo tachen e traidor, siempre tendrá que comentar algo que nadie más sabe porque él y sólo él conoce la verdad. Verdades sobre la vida que lo mismo le contó un fantasma o los investigadores del centro de inoculación de cáncer, que son los mismos que comprobaron la teoría de que si te quedas viendo tu reflejo en el espejo mientras sostienes una vela aparece un niña que te saca la lengua.
Entre su grupo de amigos estaría Vicente Fox. Sí, sabemos que no comparten las teorías sobre si el lunch lo debería de dar la escuela o es mejor comprarlo en la tiendita. Sin embargo comparten el sentido del humor y hacen el mismo tipo de chistes. Como a ambos les gusta el reflector viven su amistad con cierto aire de competencia. Es por eso que el verdadero amigo de Nicolás es Hugo. Hugo ya no está en la escuela pero era un alumno de sexto que tenía encantados a sus compañeros con historias de terror, con villanos innumerables de los que él y sólo él podía salvarlos. Para mantenerse en el gusto de sus amigos también cantaba, secuestraba los micrófonos de la escuela para dar su mensaje de libertad y puso de moda el color rojo. Como Hugo ya no está, Nicolás asegura a sus compañeros que él sigue sus instrucciones, que por cierto le manda mediante un tipo de artefacto que aun no existe.
Los niños le creen pero al llegar a casa sus papás se encargan de hacerles ver que el popular compañero vive parte del tiempo sumido en la fantasía.
Lo triste de esta historia es que lo que les escribí no es del todo cierto, porque Nicolás ya no es un niño, ya es Nicolás Maduro.

miércoles, 13 de marzo de 2013

#Habemus Papam




Alucinamos las historias de horror de los curas pederastas y condenamos a la institución que no sólo los cubrió si no que además los movió de lugar para que siguieran cometiendo los mismos crímenes contra nuevas víctimas. No comprendemos la aberración contra los métodos anticonceptivos en un mundo plagado de enfermedades venéreas y niños que llegan al mundo en situaciones en las que no eran deseados. Nos cuestionamos cómo es que una religión cuya fe asegura que el ser humano fue creado a imagen y semejanza de Dios divide los derechos y obligaciones de sus fieles por género, preferencias sexuales y categorías. Y aun así, en medio del desconcierto, el enojo y la pérdida de fieles el reality show más grande del mundo rompió records de audiencia.

La elección del Papa fue el ejemplo perfecto de cómo mantener los ojos del mundo atentos a una chimenea. ¿Quién iba a pensar que podría crearse un espectáculo en donde el 80% de la imagen iba a ser sólo una chimenea? Que dos veces al día sacaba humo: negro para anunciar que el juego continúa, blanco que llegó a su fin. Y no uso la palabra “espectáculo” de forma peyorativa, sino con la emoción y expectativa que un evento como este genera. Como elemento extra una gaviota, símbolo universal de libertad que cómodamente se postró sobre la observada chimenea durante un largo rato previo al gran anuncio, el humo blanco.

Y Habemus Papam Jorge Mario Bergoglio, argentino, nombrado cardenal por Juan Pablo II. Ahora Francisco. Con un historial que lo relaciona a la acusación por haber entregado a sacerdotes al ejército durante la dictadura Argentina a lo que el respondió que hizo lo que pudo con la edad que tenía y las pocas relaciones con las que contaba para abogar por las personas secuestradas por el ejército  hasta haber calificado la legislación argentina sobre el matrimonio homosexual y la adopción de niños por parte de homosexuales como una movida del diablo.

Francisco  empieza en medio de las esperanzas que trae la renovación a una urgida comunidad católica y el fuego de las acusaciones que no obra del demonio sino de sus mismos miembros pesa sobre la institución, sumadas a las historias sobre la vida de Jorge Mario Bergoglio que saltaron a la luz con la misma rapidez que los chistes en las redes sociales.  

Fueron tendencia Juan Pablo II nombre que apostaban elegiría el nuevo papa, #HabemosPapam tan pronto se asomó el humo blanco, #Bergoglio, #TeRogamosSeñor y #Jesuita en México. En Estados Unidos #RemplazalostítulosdepelículasconelPapa como “ como perder un papa en 10 días” o “Los juegos del Papa” y en Argentina #LosArgentinosDominamosElMundo, #MESSIas y #LaBarraDelPapa que fue su principal porrista. Y así ocurrió el milagro, cuando el contenido de las redes sociales se llenó si no de fé, si de sus palabras.