Páginas

lunes, 4 de noviembre de 2013

Desfile de disfraces

-->
Concurso de Disfraces

Ya estamos tarde para hablar de brujas y fantasmas pero es que pareciera que algunos han decidido alargar la época hasta que termine el año. Y si en Venezuela Nicolás Maduró, perdón, eso es imposible, Nicolás Maduro decidió comenzar la temporada navideña antes de tiempo para alargar la felicidad, aquí, por qué no alargar la temporada de los monstruos.

Bienvenidos al desfile

De jinete sin cabeza viene disfrazado el gobierno michoacano. Pésimo disfraz para un estado que es golpeado por la inseguridad, delatado por los grupos de autodefensa y por si le faltara algún conflicto también están los de orden magisterial. Ni por donde empezar.

El Monumento a la Revolución decide por un disfraz comunitario que hace alusión a los juegos que tanto tiempo nos quitan, de Plantas contra Zombies se visten maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación y comerciantes de la plaza. Con más de 50 días de campamento los maestros han echado raíces suficientes para tomar el papel de las plantas y los comerciantes molestos con la nula respuesta de la autoridad se han ganado el puesto de zombies pues parece que les dan trato de muertos vivientes.

Los legisladores han decidido que para cualquier fiesta ellos siempre irán de momias. Es que ya se dieron cuenta que para tan lucidor disfraz sólo hace falta tener un buen rollo y darle vueltas y vueltas hasta que se nos olvide de lo que estaban hablando.

Disfrazada de fantasma viene la promesa de que habrá resultados y consecuencias por parte del gobierno de EEUU en el caso de espionaje al gobierno mexicano. Aunque este fantasma carece de transparencia, viene así porque la mayoría sabe que los fantasmas no existen, pero aún así fingen tenerles respeto.

Abran paso a la Reforma Hacendaria que para este año y todo el que viene eligió vestirse de vampiro chupa sangre.

Este año nos ahorramos el disfraz de Chucky y el de Bruja por resultar demasiado obvios. Por cierto ¿alguien sabe por que por primera vez dejaron de venderse máscaras de Carlos Salinas en los semáforos de la ciudad?

Buuuu, no, mas bien ¡Boooh!

No hay comentarios:

Publicar un comentario